La palabra «madre» tiene origen sánscrito

1745

Autor: Śrī Ranga Purī D

En griego antiguo, mamman quiere decir «llorar por alimento». La palabra latina mamma (pecho), derivada en castellano como mamá, en inglés mammal (que se alimenta del pecho), también se utiliza en varias lenguas nativas, además de ser considerada una expresión natural, «un nexo con la vida», lo que corrobora en cierta forma la idea de que el sánscrito sea la lengua del alma.

  •         Abenaki (Quebec) –  MAMAN «balbuceo de bebé»
  •         Hopi (Arizona) – MAAMA
  •         Swahili – MAMA MZAZI «madre, que produce descendencia»
  •         Hawaiano – MAMA «masticar sin tragar»
  •         Tolowa (California) – MEDRE «madre de la esposa»
  •         Apache (Arizona) – SHIMAA
  •         Turco – MAMA «alimento (de bebé)»

Es interesante notar que en idioma turco las palabras para madre son anne o ana y en sánscrito annah significa «alimento».

Hallazgos científicos muy recientes, como los difundidos por la Universidad de Reading en Inglaterra, demuestran que la palabra»mamá» y su sinónimo «madre» poseen la misma raíz lingüística en todos los idiomas del mundo y se la pronuncia en los cinco continentes desde hace por lo menos quince mil años, según una investigación publicada por el biólogo evolutivo Mark Pagel.

El equipo multidisciplinario dirigido por Pagel (que incluye antropólogos, arqueólogos y lingüistas) afirma que las palabras «mamá» y «madre» forman parte de un conjunto de veintitrés vocablos que han sobrevivido a la Era del Hielo, y posiblemente la humanidad hablaba un solo idioma.

Este artículo fue publicado originalmente en la versión castellana del libro El Ramayana, ha sido reproducido en Academia Tattva con permisos del autor.